Escritor Javier L. Mora detenido por renunciar a la UNEAC
Escritor Javier L. Mora detenido por renunciar a la UNEAC

Javier L Mora, importante escritor cubano, fue sacado de su casa este 16 de julio por la policía política cubana. ¿Su delito? Renunciar a la UNEAC.

El importante escritor cubano Javier L Mora fue sacado a la fuerza de su casa este 16 de julio de 2021 por la policía política cubana, en medio de la ola de represión selectiva y masiva con que el gobierno  responde a los reclamos de libertad, a las protestas en Cuba que estallaron desde el 11 de julio.

¿El delito de Javier? Por más increíble que parezca, teniendo en cuenta que la justificación de la represión se basa en acusaciones de vandalismo, y términos como "delincuentes", el delito de este nuevo detenido y desaparecido, el "crimen" del escritor, ha sido el hecho de renunciar a instituciones paraestatales, como la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC).

Así había hecho pública el escritor su renuncia este mismo día en su muro de Facebook:

"Ya no valen las retractaciones, no valen las resoluciones a la carrera, no valen los gestos (falsos) de concordia. Si ayer, entre otros, se burlaron de los artículos 54 (libertad de expresión) y 56 (libertad de manifestación) de la tan cacareada Constitución, hoy se siguen burlando del 49 (domicilio inviolable), al salir a buscar, como a liebres en cotos de caza, a los manifestantes".

Agregó que pocos recuerdos positivos lo unían a la organización oficialista de escritores y artistas:

"Si conservo algún recuerdo alegre de la UNEAC, no es, por supuesto, de la institución, sino de la amistad que profeso y me une a Rodulfo Vaillant, presidente del Comité de Santiago de Cuba, hombre digno de sí y los artistas que dirige, a quien lo he visto deslindar, con la bravura de un brigadier oriental del XIX, el arte de la ideología, y anteponerlo a la sinrazón)"

Y terminó Javier con una metáfora primaveral, manifestando que entregaba su carnet de miembro de la UNEAC, porque sentía el deber de apartarse de las malas hierbas:

"Este es (era) mi carné de miembro. La hierba crece donde mismo crecen las flores. Yo seguiré apartándome de la maleza, aunque no pueda ver la luz".

Hasta ahí su "delito", hasta ahí sus palabras de renuncia publicadas.

Y esa mera voluntad declarada de apartarse de la militancia de una organización, ha sido suficiente para provocar a los que ejecutan la búsqueda y captura en días de absoluto horror en Cuba, para que se cumplieran las mismas palabras del poeta, y fueran detrás de él también, para apresarlo arbitrariamente, "como a liebres en cotos de caza".

"Acaban de detener a Javier L. Mora en su casa luego de hacer pública su renuncia a instituciones gubernamentales. No militar no es un crimen", denunció Juliana Rabelo en su perfil de Facebook.

 

 

Javier L. Mora (Bayamo, 1983), es poeta, traductor e investigador. Ha publicado libros como Examen de los institutos civiles (Premio David; Ediciones Unión, 2012). Obtuvo la beca de creación Dador de Ensayo (2014). Parte de su tesis de grado sobre el grupo Diáspora(s) fue incluida en Revista Diáspora(s). Edición facsímil (1997-2002). Literatura cubana (Linkgua, 2013). En 2014, Ediciones Santiago editó sus traducciones de El portero suplente y otros poemas (selección de Kobarid, de Matteo Fantuzzi).

Se suma así otro escritor y artista cubano a los miles de detenidos y desaparecidos. 

Javier L Morra, en este caso, ni siquiera por haber salido a la calle a protestar, sino tan solo por no inclinar su voluntad a la oscuridad que recorre a Cuba, tan horrible como los uniformes de los llamados "boinas negras" que siembran el terror por donde pasan.

Al cierre de esta nota, escritores y artistas compartían en redes sociales el estupor y las demandas de que sea liberado inmediatamente.

El multipremiado poeta cubano José Luis Serrano,  publicó en su perfil de Facebook una nota pidiendo la libertad de su amigo Javier, mostrando su desacuerdo, con la aclaración precisa de que "No ha roto vidrieras ni ha tirado piedras contra hospitales ni agentes del orden. Es una persona pacífica". Sin embargo, el mismo post de este otro poeta deja entrever, o explicita muy bien, el clima de terror que se está viviendo en la isla, donde ya la policía criminaliza hasta las opiniones publicadas en internet.

Serrano no esconde su miedo por las consecuencias que pueda tener su post, para él y su familia:

"Estoy claro de que mis declaraciones tendrán consecuencias funesta. Me duele mucho exponer a mi familia (sobre todo a mi hijo, con síndrome de Asperger) a lo que pueda venir después de mis palabras. Es el precio de la dignidad. Dios se apiade de nosotros".

Logo de Árbol Invertido: letras iniciales.
Árbol Invertido

El medio digital Árbol Invertido es un espacio para el ejercicio pleno de la libertad de expresión, con temas interrelacionados a partir de un lugar en el mundo llamado Cuba, los diferentes modos de hacer y entender la Cultura, y los Derechos Humanos.

Añadir nuevo comentario